3 consejos para mantener la calma durante negociaciones acaloradas


Jun 10, 2016 mhernani Noticias

Fuente: HBR

No es fácil mantener la calma y la concentración cuando las cosas se ponen intensas en reuniones o negociaciones. Todos hemos estado allí: puedes decir algo que luego lamentarás, o quedarte atascado en un momento en que tratas de demostrar que tienes razón. ¿Cómo mantener una conversación acalorada pero constructiva?

Rick Juneja, Director del área de Éxito del cliente en Opower, dirige un equipo de 145 personas, cuya función es ofrecer software y demás servicios, afirma que “cuando algo va mal, los clientes esperan que nosotros resolvamos el problema rápido, lo cual no es siempre una tarea fácil. Mantener la calma es fundamental”.

1, Juneja anima a su equipo a realizar un seguimiento no sólo de sus propias reacciones, sino también de los cambios en las otras personas, ya que darse cuenta oportunamente de los detalles negativos en la actitud del interlocutor (cruzada de brazos, lanzamiento de preguntas incisivas, sarcasmo, etc.), podría evitar que la conversación se vuelva improductiva.

Es muy probable que alguien sin la intención explícita de decodificar la realidad de los gestos verbales y no verbales del interlocutor pueda sufrir un “contagio emocional“, según Amy Gallo, autora de la Guía para manejar conflictos laborales de HBR, quien agrega que si una persona se acalora es fácil que usted copie este comportamiento sin darse cuenta.

2. Por otro lado, Gallo recomienda “realizar algunas respiraciones profundas, para mantener tus emociones en orden y no reaccionar ante estímulos negativos en la coversación. Utilice la técnica de respiración 4-7-8, un tranquilizante natural del sistema nervioso recomendado por el Dr. Andrew Weil para obtener resultados rápidos: inhale durante 4 segundos, mantenga la respiración durante 7 segundos, y exhale durante 8.

3. Además de la respiración, los expertos recomiendan desconectar eventualmente su concentración de la conversación, enfocándola en objetos exteriores, como el roce de sus manos con la mesa, la sensación del piso bajo sus pies, o los cuadros en las paredes de la sala donde se encuentre. Nada como despejar la mente abriendo su perspectiva de lo que sucede alrededor.

Las conversaciones intensas son inevitables, pero con estos consejos podrás sacar lo mejor de ellas sin reaccionar también acaloradamente. Si es posible, apunte estas recomendaciones para que pueda tenerlas presente durante la reunión o negociación, con el objetivo de que vaya interiorizando cada consejo a medida que los aplica.

Posts Relacionados


“Los mercados, como atractivo turístico, son lugares a los que se debe poner particular atención”
¿En qué situación está la enseñanza de Ing. Agroindustrial, básica para diversificarnos?
¿Qué universidades tienen las facultades de Ingeniería Mecánica más disputadas?