La gente sabe lo que busca en un líder (pero parece que ellos no se han enterado)


Jul 25, 2016 mhernani Noticias

Fuente: WEF

“Los principales atributos que la gente busca en sus líderes no han cambiado mucho en los últimos cinco años”, esa fue la conclusión de la última Ketchum Leadership Communication Monitor (KCLM), estudio que ha rastreado las cualidades más importantes que busca la gente en sus líderes. La encuesta destaca la comunicación como el atributo más importante en un líder, al ubicarla en el primer lugar de su ranking en los últimos 3 años, seguido por la confianza para admitir errores y la seguridad para gestionar crisis.

Es evidente que la gente sabe lo que están buscando, pero no parece que los líderes se están enterando: sólo una de cada cuatro personas piensa que los líderes son eficaces en general, y la mayoría no ve a sus líderes como comunicadores eficaces. Además, no creen que la situación vaya a mejorar, pues sólo el 17% de los encuestados cree que sus líderes obtendrán mejores resultados para el 2017. En ese sentido, a continuación brindamos algunas recomendaciones para acercarnos cada vez un poco más a lo que verdaderamente representa ser un líder.

La fuerza y el coraje para tomar decisiones difíciles es una cualidad importante en un líder. Sin embargo, una gran cantidad de líderes confunden ser dominantes con ser fuertes. Ellos piensan que tomar el control y presionar a la gente de alguna manera fideliza a las personas. Pero en realidad la fuerza es algo que se gana mediante la demostración de que una y otra vez encaras la adversidad.

Otro reto importante al que se enfrentan los líderes es encontrar el equilibrio entre ser positivo y ser realista. Piense en un barco de vela con tres personas a bordo: un pesimista, un optimista, y un gran líder. Todo va bien hasta que el viento embravece repentinamente. El pesimista alza las manos hacia el cielo y se queja del viento; el optimista se sienta de nuevo, diciendo que las cosas mejorarán; pero el gran líder dice: “¡Podemos hacer esto!”, mientras ajusta las velas y mantiene el barco a flote. La combinación correcta de positividad y realismo es en realidad lo que mantiene las cosas a flote.

Finalmente, los grandes líderes son generosos: comparten el crédito y ofrecen elogios, pues están comprometidos con el éxito de sus seguidores, ya que es el suyo propio. Quieren inspirar a todos sus empleados para lograr un mejor desempeño, no sólo porque esto hará al equipo más exitoso, sino porque se preocupan por cada persona como individuo.

Tal como afirma John Maxwell, “un buen líder es una persona que toma un poco más de su parte de culpa y un poco menos de su parte del crédito.” En esa línea, vemos que los líderes son dinámicos: se funden en una variedad de habilidades únicas que, al incorporarlas en tu repertorio, verás una mejora inmediata en tus habilidades de liderazgo.

Posts Relacionados


8 frases que te hacen ver menos experimentado de lo que realmente eres (y cómo evitarlas)
Primer latinoamericano en ganar el “Nobel de Matemática” es brasileño
Cómo desarrollar empleados que piensen por sí mismos